Mostrando artículos por etiqueta: disidencias

 

Como Ismael Sevias, alias ‘Morroco’ o ‘Motelo’, fue identificado el hombre que las autoridades capturaron en las últimas horas porque, al parecer, haría parte de las disidencias del frete 62 que opera en esta parte del país y, además, dentro de la estructura sería uno de los explosivistas.

El comandante del Departamento de Policía en Caquetá, coronel Oscar Lamprea, explicó que en coordinación con la Fiscalía 162 Especializada se dio este resultado.

“Alias ‘Morroco’ tenía orden de captura vigente por los delitos de concierto para delinquir agravado con fines de extorsión, tráfico de estupefacientes y homicidio. Igualmente se le relaciona con la supuesta instalación de un campo minado en la vereda La Novia del municipio de Currillo en el año 2019 y la coordinación y desplazamiento de ochocientos kilos de anfo, material incautado por la Policía Nacional el pasado mes de abril”.

Según el alto oficial, este individuo también sería uno de los encargados de reclutar y capacitar a jóvenes, hombres y mujeres para ejecutar actos terroristas, así como la fabricación de artefactos explosivos.

“Ismael Sevias pertenecería al antiguo grupo subversivo de las Farc en su frente 49. No se sometió al proceso de desmovilización y se cree que tiene más de 15 años dedicado a actividades criminales en la zona”.

 

Luego de dos meses de labores de investigación y seguimiento a las disidencias de las Farc que operan en la región, las autoridades lograron la captura de un hombre y la incautación de más de cinco toneladas de coltán, el cual ocultaban al interior de una bodega en zona rural de Florencia.

El coronel Oscar Lamprea, comandante del Departamento de Policía en Caquetá, explicó que los hechos se dieron en la vereda San Gil de la capital caqueteña.

“Se trata de un supuesto integrante del Grupo Armado Organizado Residual ‘Miller Perdomo’. Gracias al trabajo adelantado en conjunto con la Fiscalía General y Corpoamazonia, se ubicó una bodega clandestina sobre la zona selvática de Florencia donde estaban extrayendo, de una reserva natural, un mineral que hasta el momento era desconocido para las autoridades”.

Agregó que, una vez ubicado el lugar, se coordinó y realizó un operativo interinstitucional con apoyo de la autoridad ambiental que dejó como resultado la detención de una persona y el decomiso del material en mención.

“Según las investigaciones, el mineral fue extraído de una reserva natural por parte de esta organización ilegal, lo que afecta los recursos naturales y pretendían comercializarlo en el exterior debido a su alto valor comercial”.

El alto oficial recordó que este coltán costaría en el mercado 2.220 millones de pesos, dinero que sería utilizado para financiar su accionar criminal y seguir afectando la tranquilidad de la comunidad en general.

“Esta persona y el mineral fueron dejados a disposición de la Fiscalía por el delito de explotación ilícita de yacimiento minero y otros materiales. Cabe recordar que con el desarrollo de este operativo, se afecta las finanzas de los grupos criminales que delinquen en el sur del país”.

 

Ante uniformados de la Policía Nacional en Florencia, se presentaron tres personas aduciendo que supuestamente hacían parte de las disidencias del frente 1 de las Farc, las cuales operan en el sur del país.

El subcomandante del Departamento de Policía en Caquetá, coronel Franklin Cruz, explicó que estas personas llegaron hasta las instalaciones del comando para manifestar su voluntad de acogerse a la justicia.

“En las últimas horas, al Comando de Policía Caquetá llegaron tres personas que manifestaban que hacían parte del Grupo Armado Organizado Residual Estructura 1 ‘Carolina Ramírez’ y que deseaban acogerse a la justicia. Fue así como los funcionarios de la Seccional de Investigación Criminal Sijín adelantaron todo el proceso para dejarlas ante la autoridad competente”.

Agregó que, tras verificar los antecedentes, encontraron que Duberney Díaz Valencia, conocido como 'Marrano' y con 28 años de edad, presentaba orden de captura vigente expedida por el Juzgado Promiscuo Municipal de La Montañita por los delitos de concierto para delinquir agravado con fines de extorsión, tráfico de estupefacientes y homicidio. El otro hombre y la mujer no presentaban deudas penales.

“Según informaciones, los dos hombres y la mujer hacían parte de esta estructura bajo las órdenes de los cabecillas conocidos en el argot criminal como ‘Alonso 45’ y ‘Repollo’, quienes lideran acciones criminales contra la población civil y la Fuerza Pública en los municipios de Solano y Solita, Caquetá, además de Puerto Leguízamo en Putumayo”.

Finalmente el alto oficial dijo que los sujetos fueron dejados a disposición de la autoridad competente. Díaz Valencia fue cobijado con medida de aseguramiento en centro carcelario.

Tras obtener las pruebas necesarias para determinar la supuesta responsabilidad que las disidencias del frente 33 de las Farc tendrían en el atentado perpetrado al interior de la Brigada 30 del Ejército Nacional con sede en la ciudad de Cúcuta, el fiscal general de la Nación, Francisco Barbosa, en compañía del ministro de Defensa, Diego Molano, y la cúpula militar, dio a conocer que, por estos hechos, fueron capturadas 10 personas que harían parte de esta organización al margen de la ley.

“El equipo conformado por fiscales especializados, investigadores de la Policía y el CTI, peritos y expertos en diferentes especialidades, obtuvo material de prueba y evidencia técnica que puso al descubierto a una red de este grupo criminal que estaría involucrada en el atentado con el carro bomba a la mencionada unidad militar”.

Agregó que las detenciones se hicieron efectivas en Cúcuta, El Zulia y el corregimiento La Gabarra de Tibú en Norte de Santander y se incautaron dos armas de fuego, 24 cartuchos, 185 millones de pesos, 14 celulares, tres memorias USB, dos discos duros de almacenamiento, una tablet, una minigrabadora, cinco computadores, cinco vehículos e información de relevancia.

“En el carro bomba que dejó 44 heridos estarían involucrados Joaquín Medina Duarte, alias Joaquín, quien habría comprado la camioneta blanca que fue cargada con explosivos y una motocicleta para acompañar y ayudar a escapar al hombre que ingresó el carro bomba a la brigada; Andrés Fernando Medina Rodríguez, alias El Capi, hijo de alias Joaquín y capitán retirado del Ejército que supuestamente llevó la camioneta hasta Tibú, donde fue acondicionada con explosivos para ser detonada el pasado 15 de junio; y Ciro Alfonso Gutiérrez Ballesteros, alias Ciro, sería el motociclista que acompañó todos los traslados de la camioneta, esperó y recogió a alias El Capi frente a las instalaciones de la Brigada 30 luego de dejar abandonado el vehículo. A ellos se les imputó terrorismo agravado, homicidio agravado en grado de tentativa, concierto para delinquir agravado, daño en bien ajeno agravado y fabricación, tráfico y porte de armas.

“Otros cinco presuntos integrantes de las disidencias del frente 33 que son investigados por este ataque, y que fueron imputados por concierto para delinquir agravado, son Édison Durán Ascanio, alias Ascanio; Vladimir Acosta Pérez, alias Yimmy; Fredy Esteban Maldonado Torrado, alias Pancho; Jhon Freddy Lizarazo Rodríguez, alias El Flaco o Miguel; y Geraldine Fiayo Torrado, alias Geraldine”.

Por solicitud de un fiscal de la Dirección Especializada contra las Organizaciones Criminales, los ocho imputados recibieron medida de aseguramiento privativa de la libertad en centro carcelario.

En centro carcelario fue recluido Jhon Fredy Gómez Calderón, alias ‘Patilla’, presunto integrante de las disidencias de las Farc que delinquen en Caquetá y capturado en las últimas horas porque supuestamente sería el encargado de cobrar dinero producto de extorsiones.

El anuncio lo hizo Diego Peñuela Reina, director de Fiscalías en el departamento, quien aseguró que este resultado se da tras una investigación articulada entre el ente acusador y la Policía Nacional.

“Alias ‘Patilla’ sería supuesto integrante de la estructura Miller Perdomo que hace presencia en la región. De acuerdo con el material de prueba, el procesado haría parte de la comisión de finanzas de esta organización y sería el responsable de recopilar el dinero producto del cobro de extorsiones a ciudadanos, comerciantes y trasportadores de esta parte del país”.

El funcionario recordó que, al parecer, estaría encargado de la compra y venta de la base de coca y de rendir informes a los máximos cabecillas sobre el movimiento de dinero.

“En la investigación se constató que este hombre habría participado en un homicidio por el control de las zonas de producción y salida de estupefacientes. Así mismo, hay indicios de que adquiría armamento, munición, material de intendencia y de comunicaciones para los integrantes de la estructura disidente”.

Por esta razón, un fiscal de la Dirección Especializada contra las Organizaciones Criminales imputó a Gómez Calderón los delitos de homicidio, concierto para delinquir agravado con fines de extorsión y tráfico, fabricación y porte de estupefacientes, los cuales no fueron aceptados por el sujeto.

La Armada Nacional de Colombia, con el apoyo de la Policía Nacional, la Fuerza Aérea Colombiana y la Fiscalía General de la Nación, logró la captura de forma simultánea de alias ‘Norma’, alias ‘Chepe’ y el sometimiento a la justicia de alias ‘Marrano’, alias ‘Tatiana’ y alias ‘Alex’, quienes serían principales cabecillas de la Red de Apoyo de Estructuras Residuales y de Finanzas de las disidencias de las Farc en el sur del país.

El brigadier general Guillermo Arturo Castellanos Ojeda, comandante de la Fuerza Naval del Sur, explicó que alias ‘Norma’ fue capturada en el municipio de Cartagena del Chairá durante un allanamiento a su vivienda.

“Al parecer sería la encargada de manejar las comunicaciones y las actividades de inteligencia delictiva en este departamento, informando sobre la presencia de las autoridades con el fin de que la comisión armada de alias ‘El Tigre’ no fuera detectada, sujeto que estaría relacionado sentimentalmente a ella y sería el principal cabecilla de la comisión de orden público de alias ‘Chepe’, detenido en las calles del municipio de Rovira, Tolima, mientras se encontraba departiendo en un establecimiento público”.

Agregó que estas dos personas tenían orden de captura por los delitos de extorsión, homicidio, concierto para delinquir agravado con fines terroristas y de narcotráfico. Fueron puestos a disposición de las autoridades competentes, quienes adelantan las labores de judicialización.

Igualmente dio a conocer que se neutralizaron las proyecciones de esta estructura, logrando además el sometimiento a la justicia de alias ‘Marrano’, alias ‘Tatiana’ y alias ‘Alex’, éste último se desempeñaba desde hace diez años como el segundo cabecilla de la comisión de finanzas del Grupo Armado Organizado Estructura Carolina Ramírez, la cual está bajo el mando de Ebimelec Eregua Torres, alias ‘Alonso 45’.

“Este sujeto presuntamente mantenía el control de las actividades de explotación ilícita de yacimientos mineros y actividades relacionadas a la cadena de narcotráfico. De paso, se encargaba de llevar a cabo las actividades de extorsión a ganaderos y comerciantes desde el municipio de Solano, Caquetá, hasta el sector de Puerto Santander en Amazonas”.

El alto oficial recordó que alias ‘Tatiana’, al parecer, se desempeñaba desde hace cuatro años como la tercera cabecilla de la comisión de finanzas que delinque entre el sector de Guaquira, Putumayo, hasta Puerto Santander en Amazonas, área sobre la cual mantenía el control de las actividades de explotación ilícita de yacimientos mineros y la cadena de producción del narcotráfico.

“Alias ‘Marrano’ frecuentaba la comunidad de Las Palmas en el departamento del Caquetá, desde donde supuestamente cumplía con tareas específicas de apoyo logístico como suministro de combustible a las comisiones de este grupo armado y la estructura ‘Miller Perdomo’. Adicionalmente, transportaba sustancias ilícitas desde el río Caguán hacia la parte baja del río Caquetá para ser entregadas a la comisión de finanzas de esta estructura que delinquen sobre ese sector”.

De acuerdo a la información suministrada por el área de Inteligencia de la Armada Nacional, la estructura ‘Carolina Ramírez’ se disputa actualmente el control de las rutas de narcotráfico con el grupo ilegal ‘Comandos de Frontera’, hecho que ha incrementado las actividades de reclutamiento forzado de niños y adolescentes en Putumayo, Caquetá y Amazonas.

Durante la operación, se recuperó un menor de edad conocido con el alias de ‘Giovanny’. El joven fue entregado a la Policía de Infancia y Adolescencia en Florencia para el restablecimiento de sus derechos.

Un nuevo golpe al narcotráfico fue propinado por la Armada de Colombia en desarrollo de operaciones conjuntas y coordinadas con el Ejército y la Policía Nacional en los departamentos de Putumayo, Caquetá y Guaviare.

Se trata de la ubicación y posterior destrucción de 23 laboratorios artesanales empleados para el procesamiento de pasta base de coca, los cuales pertenecerían a las disidencias de las Farc que delinquen en esta región del país.

El coronel de Infantería de Marina Francisco Javier Ovalle Pineda, comandante de la Brigada de Infantería de Marina N 3 de la Fuerza Naval del Sur, explicó que tropas de esta unidad militar hallaron al interior de estas estructuras 420 galones de pasta base de coca en proceso, 1.553 kilogramos de hoja de coca, 2.186 kilogramos insumos sólidos y 4.263 galones de insumos líquidos.

“Igualmente se encontraron prensas hidráulicas, pesas y mangueras, entre otras herramientas empleadas para la producción de estupefacientes. Cabe resaltar que las estructuras, los insumos sólidos y líquidos fueron destruidos de forma controlada en el lugar de los hechos, siguiendo las normas de seguridad para este tipo de procedimientos y conservando todas las medidas para el cuidado del medio ambiente”.

Durante las operaciones no se realizaron capturas; sin embargo, el alto oficial recordó que la institución continuará desarrollando operaciones terrestres y fluviales de forma conjunta y coordinada con el objetivo de afectar la producción de estupefacientes y las fuentes de ingresos económicos de los Grupos Armados Organizados que delinquen en esta parte de Colombia.

Un depósito ilegal con material de guerra que pertenecería a las disidencias de las Farc fue hallado por las autoridades en las últimas horas.

El anuncio lo hizo el teniente coronel del Cuerpo de Infantería de Marina, Luis Fernando Velásquez Agudelo, comandante del Batallón Fluvial de Infantería de Marina N 33, quien aseguró que el hallazgo se produjo en el municipio de Puerto Guzmán, departamento del Putumayo.

“En operaciones que permitan afectar a los grupos ilegales que delinquen en el sur del país, tropas de la Fuerza Naval del Sur de la Armada Nacional encontraron en una zona selvática de Puerto Guzmán un depósito ilegal que las disidencias de las Farc habrían ocultado para continuar con su accionar delictivo en la región”.

Agregó que los uniformados, guiados por información de inteligencia, se trasladaron a bordo de unidades fluviales sobre el río Caquetá para, posteriormente, localizar en tierra esta caleta con 316 cartuchos, tres proveedores, un poste de mira trasero para fusil, una mira bifocal, brújulas, prendas de uso privativo de las Fuerzas Militares y equipos de comunicaciones.

“Este depósito ilegal, al parecer, pertenecería al Grupo Armado Organizado Residual Carolina Ramírez. Se presume que sería empleado para atentar contra la seguridad y la vida de los pobladores e integrantes de las Fuerzas Militares que hacen presencia en el sur del país y, por esta razón, el material incautado fue puesto a disposición del personal del Grupo Operativo de Investigación Criminal del Putumayo”.

Teniendo conocimiento de la información entregada por un integrante de la Red de Participación Cívica, las autoridades militares de Caquetá neutralizaron lo que sería un atentado contra la Fuerza Pública presente en el sector y los carrotanques que transportan crudo desde el norte del departamento hasta la refinería de Barrancabermeja, Santander.

El brigadier general Raúl Hernando Flórez, comandante de la Fuerza de Tarea Conjunta Omega, explicó que esta acción pretendía, además, provocar un desastre ambiental en la región por la sustancia inflamable que transportan las tractomulas.

“Con base a una oportuna información, tropas del Batallón de Operaciones Terrestres No 2 planearon y desarrollaron una operación militar con la cual se logró frustrar una acción terrorista que pretendían adelantar integrantes del Grupo Armado Organizado Residual GAO – r Jorge Briceño Suárez, cuyo cabecilla es ‘Gentil Duarte’, y que tenía como objetivo principal afectar a los uniformados que realizan labores de patrullaje y control de área en el sector conocido como Trocha al Llano, cerca de una mata de monte ubicada sobre la vía que de Los Pozos conduce al municipio de San Vicente del Caguán, norte de Caquetá”.

Agregó que los individuos habían dejado en el corredor vial un contenedor cilíndrico de 40 libras al cual le habían acondicionado una batería de moto y cordón detonante adecuado para detonar.

“Esta acción terrorista estaba preparada para atentar contra las tropas del Ejército Nacional y el paso de los tractocamiones del activo estratégico Bloque OMBÚ, los cuales trasladan diariamente 144.000 litros de crudo desde el centro de acopio Los Pozos hasta la refinería de Barrancabermeja, Santander”.

El alto oficial recordó que el artefacto explosivo improvisado fue accionado de manera controlada por el personal experto en el manejo de explosivos de la unidad táctica en el lugar de los hechos y en el mismo sitio se encontró material de guerra, accesorios y prendas de uso privativo de las Fuerzas Militares”.

Una de las supuestas articuladoras de las actividades logísticas de las disidencias de las Farc que operan en Caquetá, fue enviada a la cárcel luego de ser capturada por las autoridades en Florencia.

Diego Peñuela Reina, director de Fiscalías en el departamento, sostuvo que Jamarly Beatriz Olaya Chávez, alias ‘La Gata’, sería parte principal del grupo logístico del Grupo Armado Organizado Residual E – 62.

“La mujer fue detenida en una diligencia realizada en la capital caqueteña. De acuerdo con el material de prueba, habría sido una de las personas de confianza de Marco Tulio Salcedo Pinilla, alias ‘Duver’, cabecilla de la estructura disidente Miller Perdomo de las Farc, quien murió durante una acción militar en noviembre de 2020”.

De acuerdo con el funcionario, alias ‘La Gata’ presuntamente tenía como funciones conseguir uniformes, armamento, medios de comunicación y otros elementos utilizados por la estructura ilegal.

“Adicionalmente, estaría a cargo de alertar los movimientos de la Fuerza Pública y de personas que, posteriormente, fueron asesinadas”.

En ese sentido, un fiscal de la Dirección Especializada contra las Organizaciones Criminales imputó a Olaya Chávez el delito de concierto para delinquir con fines de homicidio. La procesada deberá cumplir medida de aseguramiento en centro carcelario.

Página 1 de 6

FACEBOOK

INSTAGRAM

Top